Álvaro Núñez Benjumea: «De 2016 sólo me queda la espina de no haber podido lidiar una corrida completa en Madrid»
Archivado en: Portada

Redacción | Lunes, 9 de enero de 2017, 17:59

La gente cree que lo normal es que el toro salga bueno, cuando realmente es lo difícil
Las pérdidas finalmente fueron cuarenta y dos vacas y once becerros en total. Fue una pena. Muchas vacas de lote ensabanado murieron, y afortunadamente ya se han calmado las aguas.
Hay mucha gente que sólo contempla las plazas de primera, algo que hemos lidiado nosotros, pero también en muchas plazas de segunda. Creo que hemos tenido corridas completas. En Jerez y en Olivenza hubo grandes corridas, al igual que en Nimes y Zaragozas. No sé si espera la gente que salgan seis toros de indulto, pero las corridas nuestras han sido completas.
En Jerez hubo cinco toros extraordinarios, al igual que en Nimes o en Zaragoza, donde salieron cuatro toros fantásticos. Claro que puede haber corridas mejores, pero es que parece que lo normal es que el toro salga bueno, cuando realmente es lo difícil.

Que un toro sea bueno es lo normal y que un toro sea manso, lo difícil. La bravura es artificial, y lo que se está consiguiendo es realmente excepcional, por lo que para mí muchas corridas mías son excepcionales, al igual que las de muchos ganaderos también.
Estábamos buscando ampliar la línea del 2015, que fue bastante buena con muchos toros de mucha clase, pero pedíamos más emotividad en la plaza.
Nos hemos encontrado con una camada con mucha regularidad en la forma de embestir y con muchos toros de triunfo y con muy pocos toros malos.
No me quedo con lo de Madrid: no pudimos lidiar la corrida completa y estoy seguro de que si hubiera sido una corrida barata la hubiéramos lidiado, sin duda.