El sábado 18 de febrero tuvo lugar en la ciudad de Teruel el “Toro del Nupcial” y el “Toro del Jubilo”.

Las 16:15 horas marcaba el inicio del rito medieval de la fecundidad, consistente en correr un toro bravo por las calles de la mudéjar ciudad de Teruel. Rememorando las bodas de Isabel de Segura.

Una plaza masificada de asistentes, esperaba ansiosamente la salida de los tres astados anunciados de la turolense ganadería de Teodoro Adell.

Finalmente fueron exhibidos dos toros negros, entrados de carnes y bastante cómodos de cara.

Escaso fue el juego del nº6, el primero de los astados de la tarde. Más chispa y codicia mostro el exhibido en segundo lugar, que incluso por momentos trasmitió un peligro ocasionado por la masificación de participantes.

20:00 horas, se daba continuidad a la liturgia taurina (de tan especial día en la ciudad) en la plaza de toros turolense.

Se acartelaba un espectáculo con las 10 mejores vacas y 2 toros capones de la ganadería castellonense de Cabanes de D. Armando Beltrán.

Tres cuartos de plaza con un excelente ambiente festivo presenciaron una tarde-noche con pocas cosas que destacar.

Solo “Artista”, toro capón colorado y tres de las diez vacas dieron un aceptable juego.

Y ante estos cuatro astados, solo tres valientes recortadores se atrevieron.

Dani Martínez, Adrián Puig y “Josete”, sobresalieron con sus ajustadas suertes sobre un nutrido grupo de “valientes”.

“El toro del júbilo”, fue embolado por la cuadrilla de Cantavieja,

Y se ganó un trozo de cuerda dificultando el momento de la cortada, la cual soluciono con mucha habilidad y eficacia Miguel Ángel “Mikea”.

Las vacas y el ambiente festivo cerraron la noche en la ciudad Turolense dando paso a la espera de la feria del Ángel.