Plaza de Toros de Santisteban del Puerto. Con tres cuartos de plaza se celebró el cuarto de los festejos programados en esta Feria Taurina 2017. En cartel reses de D. Sancho Dávila Iriarte y D. Román Sorando Herranz para los diestros Curro Díaz, David Fandila “El Fandi” y Cayetano Rivera.

Una corrida de toros de diferente juego y con la presentación justa para este tipo de Plazas de Toros.

Curro Díaz.- El torero de Linares tuvo un primer toro de Sancho Dávila que se quedó corto en el capote, toma bien el caballo, pero de momento se queda corto y espera en banderillas.

Curro en maestro toda la tarde, no se amilana ante tal circunstancia y sobándolo, somete al toro en la muleta que al menos tiene nobleza.

Prueba el toro por ambos pitones pero por el pitón izquierdo el toro no quiere nada, Curro a pesar del molesto viento de toda la tarde, continúa por el pitón derecho y con maestría y mucha torería saca muletazos de bello trazo poniéndolo todo. Estocada de libro marcando bien los tiempos que no es premiada por la poca trasmisión del toro en la faena. Recibe una fuerte ovación que recoge desde el tercio.

Su segundo, un toro de Román Sorando que toma bien el capote y el torero linarense le instrumenta unas bonitas verónicas y una media de remate muy torera.

Comienzo de muleta sacando al toro hacia la raya de los picadores ya que el aire impedía salirse más a los medios. Este toro no toma mal el engaño pero tiene el defecto de hacerlo con la cara alta; así y todo Curro muy templado lo mide, le da su distancia y lo lleva con esa suavidad, sabor y una torería que solo unos pocos privilegiados poseen. ¡Curro cumbre con este toro dentro de las condiciones del mismo! Estocada arriba que es premiada con dos orejas.

Desde el tendido fue amenizada la faena con «Orobroy» a cargo de dos músicos a la guitarra y órgano electrónico.

David Fandila “El Fandi”.- El torero granadino recibe de larga cambiada a su primero, un toro de Román Sorando que ha tomado bien el capote.

Fandi como es habitual en él, realiza un buen tercio de banderillas. En la muleta el toro denota nobleza, toma bien la franela al toque justo y decidido del torero a pesar de las continúas rachas de viento. Tandas por el pitón derecho rematadas con martinetes y pases de pecho. Por el pitón izquierdo el toro también resulta templado, si hay que decir que el pero ha estado en la poca trasmisión del toro, ha tenido nobleza pero le ha faltado todo el fondo. Fandi como es habitual en estos casos pone todo su poder y consigue al final de faena llegar a los tendidos. Pinchazo y estocada premiada con una oreja.

En su segundo, un toro de Sancho Dávila que sale quedándose corto en el capote, Fandi no puede estirarse con el percal. Entra al caballo de corrido y toma un puyazo sin codicia. Buen tercio de banderillas, variedad en cada par y solicitando el público un cuarto, al que accede el señor Presidente.

Comienzo de faena sentado en el estribo ante un toro que se queda corto y lleva la cara a media altura, Fandi insiste y lo toca por ambos pitones ante una embestida sosa e incierta, por lo que Fandi echa mano a su repertorio de valor y al menos consigue caldear el ambiente. Estocada certera y nueva oreja en el esportón que le abre la Puerta Grande de Santisteban del Puerto.

Cayetano Rivera Ordóñez.- Poco puede hacer de capote Cayetano ante un toro de Sancho Dávila que sale quedándose corto. Toma un puyazo saliendo suelto y rebrincado.

Buen tercio de varas protagonizado por los pares de Joselito Rus y lidiando Iván Vicente donde vemos como el toro da síntomas de mansedumbre.

Cayetano recibe al toro en la faena de muleta con doblones por bajo y llevárselo a los medios. En la segunda tanda el toro cambia su comportamiento y toma la muleta aunque bien es verdad que con poca clase, aunque al menos sin hacer extraños. Cayetano aguanta sus inciertas embestidas y consigue conectar con los tendidos. Mata de pinchazo y estocada, una oreja es el premio a su labor.

Cayetano no tuvo su segunda oportunidad. Un toro de Román Sorando que de salida embiste bien en el capote y Cayetano lo templa a pies juntos y abriendo el compás. En el caballo toma una vara empujando y metiendo los riñones, todo se preveía con aire de esperanza pero ahí se quedo el toro, “muere” en el peto del picador. Queda parado en el tercio de banderillas y en la muleta no responde y se queda totalmente inmóvil.

Cayetano lo intenta pero ante un toro con estas condiciones es imposible, el toro se encoge y va tomando el camino de la puerta de toriles para echarse, imposibilitando la oportunidad de que el torero pueda realizar la suerte suprema.

Y esto ha sido todo este año en la Feria de Pascuamayo de Santisteban del Puerto. Una bonita localidad de El Condado jienense donde la tradición taurina forma parte de la vida de sus gentes.