La académica taurina de aficionados prácticos de Arganda del Rey, celebraba en la tarde de hoy, su I certamen de aficionados prácticos.

La misión de dicha academia, para acercar la tauromaquia y sus sensaciones al aficionado, cumple con su cometido de hacer sentirse torero, al aficionado que no fue capaz de dedicarse en cuerpo y alma y de manera profesional al mundo del toro vistiendo el chispeante, pero sí, y en plaza y sin sangre y muerte, haciendo sentir la sensación pura y dura de un profesional con erales de la ganadería Torrenueva  (Procedencia Cebada Gago)

El certamen mixto por colleras, (recortadores y toreros) tuvo el aliciente de la movilidad de los animales, y las buenas formas de esculpir el bello arte del toreo a pie y festejo popular, por parte de los alumnos de dicha escuela.

Una vez más, la localidad argandeña, marca la diferencia.