La mejor forma de defender los festejos taurinos, sean del palo que sean, son con cifras, y cantidades numéricas, pues las sensaciones percibidas son emociones no defendibles sobre el papel, pero el número de festejos ofrecidos en una temporada, es el mejor registro y aval para defender en esta ocasión el festejo popular, con la  la suelta de toros en la calle o plaza.

Por eso mismo, durante los tres meses  estivales de este verano, en la Comunitat Valenciana se han celebrado un total de 6.633 festejos de ‘bous’, 434 más de los que se llevaron a cabo en el mismo periodo de tiempo en la temporada 2016, lo que representa un incremento del 7%

Castellón abre la brecha con un total de 3.595 y 388 más que en 2016, mientras que en Valencia se han realizado durante los meses de julio, agosto y septiembre 2.270 frente a los 2.252 del año anterior. Por último, en la provincia de Alicante el verano se ha cerrado con 768 festejos, 28 más que el pasado verano, siendo unas cifras en aumento más que considerables, para defender los festejos taurinos populares en la Comunidad bañada por el mar mediterráneo, donde el toro en la calle, o bous al carrer, sea embolado o no, es su seña de identidad en sus fiestas patronales, como fuera de las mismas.