La empresa formada por la UTE de Simón Casas y Toros del Mediterráneo S.L. ha conseguido la concesión de la prórroga para gestionar la plaza de toros de Alicante las temporadas 2018 y 2019 según el acuerdo que el propio consistorio alicantino admitió y que había sido anteriormente solicitado por la empresa.

Por este motivo la UTE, a través de un comunicado, entiende dicha concesión como un «reconocimiento a la labor desarrollada en los últimos cuatro años y por lo tanto nos carga de responsabilidad para mantener la misma línea».

Asimismo también quieren agradecer a toda la afición alicantina «su movilización y compromiso» con la defensa de la continuidad de los toros en Alicante. Desde esta empresa avanzan que seguirán trabajando para «evidenciar que la tauromaquia es una fuente de riqueza cultural, social y económica que está estrechamente ligada a la historia del pasado, del presente y el futuro de la ciudad de Alicante sin que deba cuestionarse nunca más su continuidad por motivos políticos».