El invierno es lago y duro, y la gran mayoría de los toreros o novilleros que no cruzan el charco, basan estos meses de frío y lluvias, para engrasar la maquinaría, o simplemente para seguir indagando en su concepto. El novillero Jesús Vela, es uno de ellos.

Y ese dicho de…»Para muestra un botón» es el dicho perfecto para el novillero gaditano, tras un fin de semana intenso tentando en las ganaderías de Martín Campos y Mollalta, preparando la temporada 2018. Lógicamente, crucial en su carrera, con el fin de realizar una buena campaña.

Las sensaciones en el laboratorio, buenas. Los resultados, más tarde o más temprano, quedaran vistos y patentes en la plaza.