La Fundación del Toro de Lidia presenta la memoria de las actividades que, bajo el nombre del torero segoviano, promovieron la tauromaquia entre los más pequeños durante la temporada 2017, llegando a un millar de niños y recorriendo una docena de ferias durante poco más de cuatro meses.

El 14 de junio del año pasado la Fundación del Toro de Lidia presentó un completo programa de actividades para difundir y fomentar la tauromaquia entre los más pequeños bajo el nombre ‘Programa Víctor Barrio’ con el apoyo y el trabajo de la familia y amigos del diestro. El objetivo era continuar con el legado que había comenzado el torero segoviano y cumplir el deseo que dejó plasmado en la frase “la tauromaquia, más que defenderla, hay que enseñarla”, que se ha convertido en un lema del mundo taurino.

Doce plazas de toros que han acogido a más de 1.000 niños, de julio a diciembre, con edades comprendidas entre los 4 y los 14 años.

Durante una jornada completa del ‘Programa Víctor Barrio’, los más pequeños han realizado actividades en torno al mundo del toro utilizando el material adecuado y con una pedagogía especializada gracias al equipo de expertos que conforman el proyecto. Según recoge la memoria realizada por Beatriz Gómez, los mas pequeños han coloreado más de 400 caretas de toreros y toros, han aprendido a “vestir” las banderillas con papeles de colores y los de más edad han creado unas 500 muletas con las que han podido aprender a torear gracias al amplio número de profesionales del toro que han acompañado estas actividades en las distintas ciudades. Enrique Ponce, Juan José Padilla, Cristina Sánchez, Diego Urdiales, El Fandi, Miguel Ángel Perera, Paco Ureña o Cayetano Rivera Ordóñez, entre otros muchos, han estado presentes en alguna de las jornadas del ‘Programa Víctor Barrio’.