Con cara, muy abierto de sienes, y de gran alzada, pero sin estar gordo ni atacado de romana el de Adelaida Rodríguez, de encaste Lisardo, exhibido hoy al medio día en la localidad madrileña de Anchuelo.

Un tío con leña para todo el invierno, que estuvo en la plaza unos 10 minutos, después de soltarse a cajón, y hacer el recorrido del encierro.

El animal tuvo fijeza, y bonitas arrancadas ante los cites. La pena fue no verle más tiempo en la plaza, y que los aficionados no pudiesen disfrutar de dicho ejemplar.