La segunda novillada de la Feria de San Isidro, al menos fue presentada en «novillada» y no lo lidiado antes de feria, siendo desproporcionadas en su tamaño, romana y cornamenta, s más en hechuras de toro, que de novillos. Eso sí, sositos los de Conde de Mayalde. ¿Y los novilleros? La terna, dejó vislumbrar su concepto, formas y disposición con poca materia prima con el resultado de la disposición de los debutantes, Cadaval y Toñete (Cada uno con su concepto) y un Atienza…Atienza, cumplía su cuarto paseíllo en la monumental, sin pena ni gloria, y sin encontrar su sitio, ni un sitio en el escalafón, independientemente de la oreja que cortase en las novilladas veraniegas de 2017.

RESUMEN | Novillada 21 mayo

🎥 | En VÍDEO, de la mano de TOROS TV, el resumen de la 14ª de #SanIsidro2018 en la Plaza de toros Las Ventas, segunda novillada del ciclo. Oreja bajo el diluvio para Toñete en el sexto.

Gepostet von Plaza de toros Las Ventas am Montag, 21. Mai 2018

El primero de la tarde, salió un tanto desentendido de lo que acontecía en el ruedo, queriendo buscar el abrigo de las tablas en los primeros tercios. Tercio de varas comedido, y tercio de banderillas eficaz, donde cabe destacar la buena brega de José Manuel Mas. En la franela de Atienza, el de Mayalde siguió buscando las tablas. Sin malas ideas, el novillo cuando metía la cara, lo hacía con cierta franqueza, y Pablo de manera inteligente, buscó los adentros para poder estructurar faena. Con la diestra, dejó los momentos entre comillas, más decorosos. Estocada

El cuarto de la tarde, también marcó el comportamiento de querer salir suelto en todo momento y sobre todo en los primeros tercios. El de Atienza, fue picado de malas formas. Y esa no es la medicina más apropiada para un animal de dicha condición. En banderillas, al menos fue tratado con más suavidad. Pablo en cierto modo, aprovecho la movilidad del animal y su pitón más potable, el derecho, para enjaretar las tandas de mayor decoro de cara al tendido, pero…Según avanzaban los minutos, la faena se fue tornando en larga y plomiza al no coger vuelo.

Sueltecito y sin celo salió el segundo de la tarde, marcando cierta embestida informal en los primeros tercios. Cadaval lo recibió con gran disposición en el saludo capotero, y la misma disposición puso en el tercio de muleta. Faena bien estructurada con un novillo pronto en sus arrancadas y con movilidad, y en frente  un novillero que supo tocar las teclas del negro salpicado por ambos pitones, sobre todo por el derecho, donde dejó buenas sensaciones. Alfonso supo medir tiempos, alturas y distancias. Estocada tendida

El cuarto, salió con pies y levantando polvo de salida, estrellándose en el burladero del 7. Al salir del encuentro con el caballo, el animal metió los pitones en la arena, dando una voltereta. Ambas situaciones, merman el comportamiento del animal en negativo. En banderillas, al animal se le notó cierta merma física. Alfonso poco pudo hacer, pues el de Mayalde embestía echando los cuartos delanteros por delante y soltando la cara queriéndose defender. Cadaval mostró de nuevo buenas formas sobre todo toreando al natural. Estocada tendida

El tercero de la tarde, salió metiendo la cara en el saludo capotero de Toñete, pero en su contra, fue bajando la persiana, antes de tiempo. Poco picado con la intención de cuidarlo, y en el tercio de banderillas, tratado con cierto mimo, pero…Un par de tandas con la diestra al inicio de faena toreando muy reunido, con el mentón metido en el pecho y…Toñete mostró sus formas, oficio y técnica y poco más con el de Mayalde. Clase pero sin fuelle. Estocada caída.

Antonio Catalán, bajo un aguacero nunca visto antes en Las Ventas y con el ruedo convertido en una autentica piscina realizó lo más destacado en el sexto y último de la tarde. Según salió el novillo, afloraron las primeras gotas de agua, y ya metidos en el tercio de banderillas, el ruedo estaba impracticable. Toñete supo estructurar una faena sobre el ruedo hecho piscina, midiendo los tiempos y distancias, con el inconveniente añadido del peso de la muleta al estar mojada. Lo enjaretó por ambos pitones, toreando con ritmo y compás, sobre todo con la diestra, firmando pases de un novillero con buenas formas, y con las vistas puestas en seguir vistiendo el chispeante en el escalafón superior. La faena fue medida en el tiempo. Estocada

Nunca antes, (O no lo recuerdo yo) durante la lidia en una corrida de toros o novillada, se habían visto balsas de agua tan profundas en en el ruedo de la plaza de toros de Las Ventas. La fuerza y la cantidad de agua caída durante la faena del sexto, será difícil de olvidar.

FICHA DEL FESTEJO:

Pablo Atienza. Silencio en ambos

Alfonso Cadaval. Fuerte ovación tras petición

Toñete. Saludos y oreja