Casa Toreros ha confirmado la suspensión definitiva de la feria taurina de Medellín (Colombia). Era un secreto a voces pero al final se ha suspendido la campaña en el coso antioqueño debido a la negativa del consistorio, la suspensión se debe a la oposición del alcalde para que se celebren festejos taurinos en la ciudad.

Textualmente se explican así, ««A pesar de tener un contrato firmado con los propietarios del coso, el alcalde de Medellín, Federico Gutiérrez, desconociendo la Ley y los fallos de la Corte Constitucional, en un acto arbitrario, populista, demagógico y claramente electoral, ha decidido no autorizar la celebración de la Feria de La Macarena 2019, en la que veníamos trabajando con máxima ilusión. De tal manera, que el municipio de Medellín, propietario en un 49% de las acciones de la plaza, y su socio en la propiedad, D’Groupe SAS, han preferido rescindir el contrato de manera unilateral, asumiendo las cláusulas correspondientes, pero atropellando los derechos y la libertad de millares de ciudadanos que viven la cultura taurina de forma pacífica, civilizada y respetuosa en la capital antioqueña. Por tanto, queremos aclarar que esta empresa no ha desistido en la celebración de la feria, como argumentó el alcalde, sino que nos hemos visto forzados ante la liquidación del contrato por parte de la empresa propietaria de la Macarena».

Por último, en dicho comunicado se critica la postura del alcalde Federico Gutiérrez, «Es importante decir que debido a este tipo de personajes como el alcalde Federico Gutiérrez incapaces de trascender por hacer políticas en favor de sus pueblos y que por ello tienen que recurrir al populismo electoral, que hablan de derechos de los animales al mismo tiempo que coartan libertades Humanas, nuestra fiesta está siendo golpeada, pero estamos convencidos que la afición taurina de Medellín hará valer su libertad en las urnas y le dará un revés como ya lo hizo Bogotá». Recordar que la empresa había programado tres corridas de toros de primer nivel a celebrar los días 9, 16 y 23 de febrero.

Esta noticia contradice a las palabras del propio Gutiérrez, donde hace pocos días aseguro en Caracol Radio que a pesar de no ser aficionado y repudiar esta tradición, respetaba al colectivo taurino porque era un espectáculo legal, con esto se demuestra de nuevo la palabra que tienen algunos políticos. Un nuevo atentado a la libertad.

Carlos Grasa Pejenaute. @CarlosGrasa