El próximo viernes 22 de marzo en la Plaza de Toros de las Ventas se presentaran por tercer año consecutivo, los carteles de la feria más importante del mundo, la Feria de San Isidro 2019.

La Feria de San Isidro 2019, viene envuelta entre dudas, interrogantes y cierto morbo. Algunos, ya la tachan de ante mano de ser la peor feria de todos los tiempos, sin estar aún presentada (Nosotros de momento, o por lo menos un servidor, no tenemos esa capacidad, o no la tengo en primera persona, de visualizar o predecir el futuro) El viernes saldremos de dudas y quedaran despejados todos los interrogantes. Posteriormente, el público y aficionado, reflejará en la taquilla el éxito o no, del experimento del bombo. (Cosa al margen el resultado artístico)

Yendo por partes, las dudas son unas cuantas, al igual que los interrogantes. De momento, es una incógnita como estarán complementados diez carteles agraciados en el sorteo del bombo. También, queda en el aire si llegará Ponce o no al ciclo isidril, tras el percance que tuvo el pasado 18 de marzo en Valencia. El de Chiva afirma querer estar en la Feria de San Isidro, aunque los plazos de recuperación son mucho mayores y en teoría Enrique no llegaría. (La teoría y los plazos de recuperación son una cosa, y la vergüenza torera es otra) Ponce quiso entrar en el sorteo, y en suerte le tocó la de Juan Pedro Domecq.

Por otro lado, la feria más importante del mundo tiene la obligación y el compromiso con la fiesta, público y aficionado, de tener acarteladas las figuras del toreo. Y aquí hablo de Morante, Juli y Manzanares. La empresa tiene el compromiso de traerlos, y ellos, tienen el compromiso con la fiesta. De no ser así, hacen un flaco favor al mundo del toro. Aunque teniendo cuatro tardes ya firmadas en Sevilla, poco o nada les importará Madrid. En teoría, no estarán, pero cabe recordar que, Simón Casas, cerró la negociación el año pasado con El Juli, 24 horas antes de la presentación de la feria. De entrar los espadas citados, y habiendo eludido el sorteo, ¿lo tomarían en reprimenda los aficionados venteños?

En el apartado ganadero, sólo conocemos las ganaderías agraciadas en el bombo. El toro, es el eje vertebral de la fiesta, y una feria tan larga, debe de tener las connotaciones de la variad de encastes de la cabaña brava.

Ahora bien, ayer Finito de Córdoba, (19 de marzo de 2019) cogió la sustitución de Emilio de Justo en la Feria de Fallas. El Fino, cortó una oreja al segundo de su lote de Fuente Ymbro, y eclipsó al respetable del coso de Monleón con su concepto tan personal y barraco. Con cuatro trincherazos y cuatro naturales parecía una novedad, pero con el poso y regusto de los años. Juan Serrano torea poco, pero por suerte es un torero con clase y escapa de la vulgaridad. ¿Tirará el productor de Finito para poner con el torero de Sabadell otro contraste diferente y otras formas de concebir el toreo en una feria tan larga?

El morbo de antemano, es ver al peruano con los grises de Adolfo. Cosa posible gracias al bombo, y también al destino. Roca Rey, hoy por hoy hasta ver la combinación de carteles, lleva el peso de la feria. El peruano no escatima en esfuerzos y en arrasar por donde pasa. Actualmente, es el torero más taquillero.

¿Tendrás cabida nuevos toreros? en un serial tan largo, deben de tener oportunidad toreros con mimbres. Debe ser una lanzadera, y un trampolín para nuevos valores. Debe existir un relevo generacional del escalafón superior, y tienen que abrirse los carteles. El día que cuelguen los hábitos las llamadas figuras del toreo, las plazas se quedaran como solares.

¿Habrá alguna apuesta de algún torero que esté en las grandes ferias y navegue casi siempre por las mismas ganaderías, por matar algún hierro con tintes cárdenos? Las apuestas de las figuras del toreo, o toreros que tengan presencia en las grandes ferias, siempre han sido en ferias de gran calibre, para demostrar su hombría y estatus dentro y fuera de la plaza. No estaría mal la apuesta de alguno con la de Adolfo o Victorino, para que la feria tenga un punto más de emoción.

Todo esto y mucho más, bajo la presencia del Rey Emérito S.M Don Juan Carlos. Su presencia en una plaza, siempre es bien acogida y es de agradecer. Don Juan Carlos, fiel aficionado y defensor de la tauromaquia, dignifica con su presencia la fiesta de los toros, en una sociedad maltrecha de valores, y donde impera la imposición sin criterio de todos aquellos que están en contra de nuestras señas de identidad.

La Gala de la Feria de San Isidro, será retransmitida en directo a partir de las 20:15 horas, por Facebook Live (Por la página o perfil oficial de Las Ventas) y Canal Toros.