Fernando Robleño, aterriza en España con dos Esacapularios bajo el brazo tras torear en las ferias peruanas de Sicaya y Cora Cora.

El torero madrileño Fernando Robleño, aterrizó anoche en España con dos Escapularios bajo el brazo, tras torear tres tardes en Perú. Una en Sicaya y dos en Cora Cora. (Uno de cada feria peruana. A parte, dejó su sello personal con su concepto de toreo clásico y su buen hacer por el poso que atesora.

Esto, es un impulso para el torero y más aún para afrontar la tarde del 15 de agosto en Las Ventas. La temporada de Robleño sin duda alguna, tiene otras connotaciones superiores a las pasadas. A parte, sus años de alternativa, concepto y madurez, realzan el buen momento que atraviesa.

Ambos Escapularios bajo el brazo traídos de Perú, no son ni más ni menos, que la consolidación de su temporada en España en pleno ecuador de la misma, pero al otro lado del charco.