La Feria de San Isidro, tiene una gran repercusión económica durante los meses de mayo y junio para la capital española. El ciclo isidril, en números. 

La Feria de San Isidro, y siendo claros y directos en el mensaje, deja una cantidad aproximada de 70 millones de euros y genera unos 600 puestos de trabajo diarios. entre los meses de mayo y junio. El impacto económico en positivo generado por dicha feria, es importante. (Datos ofrecidos por Plaza 1)

Pero yendo por partes y cogiendo de referencia esta cifra, estos 70 millones de euros generados aproximadamente en las últimas temporadas, unos 46 millones repercuten en sectores como la restauración o la hostelería. Números importantes sin duda alguna. Hay que tener en cuenta que por dicha plaza, pasan durante el ciclo isidril unos 600.000 espectadores a lo largo de los 34 festejos programados. De esos 34 festejos, 31 son de abono, y hay 3 que no lo son, es decir, el que quiere acudir a estos últimos, Beneficencia, Prensa y Cultura, tiene que pasar por taquilla para sacar su correspondiente entrada para cada una de esas tardes.

Cuando no cabe la menor duda de que la tauromaquia es economía y las cifras están encima de la mesa, (más los puestos indirectos de trabajo generados por dicha feria). Ahora queda la duda de qué pasará, o cuanto perderá la Comunidad de Madrid, o dicho de otra manera, cuanto no generará de ganancia gracias al toro, de suspenderse la feria más importante del orbe taurino por la amenaza mundial que no nos azota. El COVID-19

Y esto, sólo en la Comunidad de Madrid y en los meses ya citados. Ahora, imagínense la repercusión económica que genera el toro dentro de toda la geografía española.