El 26 de mayo de 2017, un inolvidable «Hebrea» de Jandilla, fue premiado con la vuelta al ruedo en la plaza de toros de Las Ventas. (Lidiado en segundo lugar)

«Hebrea» herrado con el número 94, fue bravo y en encastado, pero también con ese punto de clase para el deleite del torero. En consecuencia, el toro estuvo esa tarde por encima de Castella, el cual le cortó una oreja. Pero el de Jandilla, llevaba las llaves del Mercedes en el pitón derecho, y las del cortijo en el izquierdo. Un toro para el recuerdo del aficionado.

El tercero de la tarde, «Imperial» fue lidiado por Lopéz Simón, toro ovacionado en el arrastre. Francisco Rivera, en el año de su despedida, se despedía de la afición de Madrid sin pena ni gloria. Un encierro en conjunto muy valido para el torero y no aprovechado ese día. Hay días, que los toros no tienen suerte con el cartel.