La plaza de toros de la Merced abrió sus puertas para acoger el primer festejo de las atípicas Colombinas 2020. Mascarillas en el público, geles hidroalcoholicos en todas las entradas y muchas ganas de ver toros.

La corrida de Cuvillo fue justa de presentación y de desigual juego. Perera demostró que continúa su idilio con Huelva. Estuvo cumbre de principio a fin el extremeño sobre todo con el cuarto de la tarde al que desorejo. Cayetano estuvo apático toda la tarde y Aguado estuvo voluntarioso pero se topó con un lote totalmente a contra estilo.

Jabonero sucio fue el que abrió la tarde en Huelva. Pronto lo enganchó a su capote Perera saliéndose al centro del ruedo con templadas verónicas que atemperaron al primer Cuvillo. Tras el trámite con el caballo el toro comenzó a mansear, e inteligentemente Perera aprovechó la huída para dejar un buen ramillete de chicuelinas de manos bajas. Brilló en banderillas Javier Ambel que se vio obligado a desmontarse. Le faltó entrega a ‘Gineto’ en la muleta. Poca clase y raza. Perera muy voluntarioso pudo sacar dos tandas en redondo de mérito con las que hizo sonar la música. Al echarse la muleta a la zurda el toro protestó y se acabó. Estocada entera. Ovación.

Más terciado en su trapío era ‘Sosegado’ que salió sin mucho celo. Lo llevó por chicuelinas Cayetano al caballo. Fue protestado el toro en banderillas por su justeza de fuerzas. Aseada labor de Cayetano en la muleta con el de Cuvillo al que la nobleza fue su mejor virtud. Faltó emoción en la faena, sin que torero y toro se llegaran a entender en toda la obra. Gran estocada al volapié. Ovación tras leve petición.

El colorado ‘Asturiano’ no se empleó de salida. Se fue al caballo al relance. Aguado levantó la tarde en el quite. Cuatro chicuelinas con garbo y sabor que concluyeron con una larga de rodillas ajustada tras haberle tropezado el toro. De más a menos el de Cuvillo sacando genio y sin entrega. Aguado estuvo voluntarioso, queriendo en todo momento pero sin llegar a explotar la faena. Hubo detalles de torería en varios remates. Dos pinchazos y estocada entera. Ovación.

Buen inicio a la verónica con los pies juntos con mucho temple y ritmo el que recetó Perera al colorado cuarto. Lo dejó crudo en varas. Buen quite de Perera por tafalleras y gaoneras sin moverse y pasándose al toro muy cerca. Gran tercio de banderillas de exposición y verdad que protagonizó Curro Javier ante un toro que cortó mucho. También destacó en la brega Javier Ambel. Lo bordó Perera en la faena. Una obra redonda de principio a fin que enloqueció a los tendidos de la Merced. Comenzó de rodillas con el péndulo en el centro y continuó con un encajado toreo en redondo rodillas en tierra que hizo sonar la música. Las tandas en redondo fueron muy templadas, toreando despacio y con mucha cadencia. Lo llevaba cosido en la muleta. Más erguido de lo habitual en el de la Puebla del Prior. Con la zurda también consiguió la brillantez. Naturales profundos y ligados dieron paso a un final de faena apoteósico. De rodillas, en redondo, con un cambio de mano que hizo quedarse los pitones a milímetros de su cabeza que pusieron al público en pie. Estocada entera algo trasera muy efectiva. 2 orejas.

También fue colorado el quinto de la tarde. No se acopló de salida Cayetano con él quedando inédito en el capote. Bien picó el toro Pedro Geniz que fue ovacionado. El de Cuvillo fue colaborador en la muleta de Cayetano y fue de menos a más. Rivera Ordóñez realizó una faena de altibajos pero muy ligada en todo momento. Cimentó la faena por el pitón derecho pero no llegó a cobrar altos vuelos la obra. Gran estocada. Ovación tras leve petición.

Decidido salió Pablo Aguado a recibir al sexto. Pronto se fue a los medios para lancear con sutiles verónicas al de Cuvillo, sin que éste le dejara redondear el saludo debido a su falta de celo. Destacó en banderillas la solvencia de Iván García. Hizo un esfuerzo Aguado con un toro que fue a menos, muy deslucido y sin humillar. Consiguió una tanda en redondo muy acompasada, toreando con la cintura y codilldeando. Fue un espejismo ya que después no se iba a repetir. Silencio tras dos avisos.

Ficha del festejo:

Plaza de Toros de Huelva. Casi lleno con las limitaciones de aforo.

Toros de Núñez del Cuvillo. 1º manso sin entrega, 2º soso, 3º con genio, 4º colaborador, 5º noble y 6º deslucido.

Miguel Ángel Perera (Lila y oro). Ovación y  dos orejas.

Cayetano Rivera Ordóñez (azul rey y oro). Ovación y ovación.

Pablo Aguado (azul marino y oro). Ovación y silencio.

Incidencias: antes del festejo una representación de la UNPEB se manifestó en el centro del ruedo reivindicando sus derechos laborales.

Sergio Maya / @sergiomaya7