Paco Ureña dos orejas y a hombros el dia del Pilar

Día del Pilar en Zaragoza, día de la Hispanidad, día de toros. Más de dos tercios de entrada. Se lidiaban toros de Antonio Bañuelos, para los diestros Curro Díaz, El Fandi y Paco Ureña.

Curro Díaz se llevó el peor lote. El Fandi fiel a su tauromaquia. Y dos buenas faenas de Paco Ureña frente a los dos toros de Antonio Bañuelos que más se dejaron.

Salió el primer toro de la tarde un colorado de 602 kilos de peso, pero antes de que salieran los caballos, clavó los pitones en el albero y se partió uno de ellos. En su lugar salió el primer sobrero, de La Palmosilla, un toro con menos presencia. Curro Díaz lo tanteó con el capote sin nada destacable. Desastre en varas, estuvo muy mal José Manuel Valle Quinta, y el toro sin definir. Dos buenos pares de banderillas de Juan Carlos García, y brindis al público de Curro Díaz. Poca historia tuvo este descastado de La Palmosilla. El torero de Linares lo intentó, pero no hubo ninguna conexión con los tendidos. Lo mejor la estocada, cayó rodado el toro, y recibió palmas.

Vistoso saludo capotero de El Fandi en el segundo toro de la corrida. Lo recibió con dos largas cambiadas, y se lo llevó a los medios a pies juntos, para rematar con una media verónica rodilla en tierra. Llevó al toro por chicuelinas al paso a su primer encuentro con el caballo y realizó un quite por lopecinas. Medido tercio de varas, y posterior quite de Paco Ureña, capote a la espalda y con los pies clavados, que se llevó una gran ovación. Espectáculo como de costumbre con los palos, pero el tercio quedó deslucido, ya que el primer par le quedó muy trasero. Rajado desde el inicio de faena con la muleta, fueron 575 kilos de mansedumbre. Se justificó El Fandi, y otra buena estocada muy efectiva, que valió para la ovación del respetable. Pitos en el arrastre para el toro.

Con el tercero, no hubo nada destacable en los primeros tercios, con un simulacro de tercio de varas, y un mal tercio de banderillas. Lo apretó con la muleta desde los primeros compases, y el toro sacó su poco fondo, pero el murciano lo supo aprovechar, toreando bien por ambos pitones. Se vieron pasajes interesantes, y culminó de una fulminante estocada, lo que le sirvió para cortar su primera oreja.

Muy bonito el castaño que hacía cuarto, pero siempre salió muy suelto. Curro Díaz le dejó la muleta en la cara para aprovechar el recorrido que tenía el toro por su propia condición de manso, pero el toro terminó por rajarse, y no pudo hacer más que ir a por la espada. Pinchó hasta en dos ocasiones, y mató de un bajonazo. Sin duda le tocó el peor lote de la tarde a Curro Díaz.

Con el quinto pudo lucirse más en banderillas, pero sin embargo con la franela no se vio ni un muletazo. Abrevió el granadino, y mató de estocada entera y dos golpes de descabello. Escuchó algunos pitos el matador y el toro cuando fue arrastrado por el tiro de mulillas.

Toreó por verónicas al ritmo de la jotica de los toros Paco Ureña, mientras bailaba en los tendidos una pareja de maños. Ritmo y ligazón con la muleta por el pitón derecho, que fue sin duda el pitón bueno del toro, el que más se dejó de la corrida. Faena de gran calado en los tendidos, pero el toro bajó en los compases finales. Mató de estocada un poco caída, por lo que el toro tardó en doblar. Además se llevó un fuerte golpe al entrar a matar. Fuerte petición, y segunda oreja para Paco Ureña, que le servía para salir por la puerta de cuadrillas.

FICHA DEL FESTEJO:

Toros de Antonio Bañuelos, de buena presentación, pero descastados y sin fondo. Primero bis de La Palmosilla, más bajo de presentación y de casta.

FICHA DEL FESTEJO:

CURRO DÍAZ (grana y oro) : ovación y silencio
EL FANDI (azul marino y oro): silencio y leves pitos
PACO UREÑA (verde botella y oro): oreja y oreja

 

Arte Ecuestre en la Maestranza de Sevilla

En el día de ayer la Real Maestranza de Caballerías acogió el espectáculo Cómo bailan los caballos andaluces, de la Real Escuela Andaluza del Arte Ecuestre, se trataba de una de las actividades conmemorativas que el Ayuntamiento de Sevilla tenía previstas por el vigésimo quinto aniversario de la Exposición Universal de 1992 celebrada en Sevilla. La recaudación del mismo, iría destinada de forma íntegra a la Cruz Roja Española.

Un gran número de asistentes pudieron disfrutar de 90 minutos de espectáculo que superó todas las expectativas. Esta exhibición contó con un total de 26 caballos para su ejecución, con música española y vestimenta inspirada en el siglo XVIII. Un total de de siete números titulados: Ritmo andaluzAl son de la garrochaFlamenco clásico a dosTrabajos en la manoFantasía a caballoRiendas largas y Son y ritmo.

 

Fotografías y vídeo: Andrea Luquiño

CRÓNICA LAS VENTAS. Luque saca la cara ante una flojo y descastado encierro de Gavira.

Para cerrar la temporada en Las Ventas, de nuevo se cumple el dicho dichoso…Dios propone, el toreo dispone, y el toro lo descompone, quedando en la tarde de hoy, la terna por encima del descastado encierro de Gavira.

Tras guardar un minuto de silencio al terminar el paseíllo y tocar la extraordinaria banda de música el himno nacional, salía el  primero de la tarde, y por petición del ganadero Salvador Gavira, salió con divisa negra en momoria de Iván Fandiño. El de Salvador, serio de cara y fuerte, se desplazó con cierta fijeza en el capote de Luque, pero hasta ahí…Mal picado, un exceso de capotazos, un desaliñado tercio de banderillas, más la falta de fuerzas del toro, fueron la ecuación perfecta para el cabreo del respetable. Luque lo intentó en los primeros compases de la faena, entre palmas de tango, protestas y alguna que otra caída del toro, y con todas y con esas,  consiguió ligar tres tandas al natural, convirtiendo las palmas de tango, por aplausos durante el desarrollo de la faena. Estocada.

Luque intentó fijar al cuarto para torear con verónicas de salida, pero…De nuevo, mal puesto en suerte y peor picado, fue principio del monumental cabreo del respetable durante el cuarto capítulo, y así  se fue desarrollando durante el tercio de banderillas. Luque brindó  al respetable con el fin de apaciguar las aguas, pero también tocaba torear. Y toreó, claro claro que toreó, firmando para el comienzo de faena una tanda con la diestra con cambio de mano incluido, para acto seguido tirar de pundonor con cercanías con la izquierda metido entre los pitones, sacando y haciendo lo imposible ante otro mulo para tirar de las carreras en El Rocío. Evidente, cerró con su suerte,  las luquesinas. Estocada.

El segundo de Gavira salió  diciendo…»Ritter, no me aobligues  mucho con el capote, ni me castigueis mucho en el caballo, que vengo con la gasolina justa» De nuevo, y una vez más,  para no perder esa sana costumbre, mal puesto en suerte, al relance y de cualquier manera, y catastroficamente picado. Ídem en banderillas. El de Salvador,  tuvo fijeza y embestidas nobles, cosa que aprovechó Ritter con la diestra metiendo rápidamente al respetable en la faena. Por el izquierdo, el toro no tuvo esa buena condición y Sebastián cogió  de nuevo la muleta con la diestra, pero la faena ya bajó  de intensidad. Tres pinchazos, media estocada y varios golpes de descabello.

El quinto salió  en la misma tónica que los anteriores, y picado, lidiado y banderilleado de formas similares. Ritter con la muleta lo intento por ambas manos y ambos pitones queriendo hacer el toreo fundamental, pero el escaso recorrido del toro, le hizo meterse entre los pitones, siendo volteando en la primera ocasión,  y en la segunda prendido por el pitón por la chaquetilla, sin aparente consecuencia. Los sustos llegaron al tendido arrancando la división de opiniones, entre los que se emocionan con la tragedia, y los que se emocionan con la emoción del toreo pasándose al toro de cerca, y pulseando la embestida del animal.

Con un buen ramillete de verónicas, sacando y mecioendo los brazos, recibió Javier al tercero que también avisaba de que entraría en breve en reserva…¿Bien picado? No por favor, ¡trasero y en la paletilla…! El tercio de banderillas, tampoco tuvo gran lucidez. Jiménez lo intento comenzando la faena al natural, con buen aire, eso sí. Y dejó, goterones de buen toreo, por lo menos armónico con la diestra, pero sin componer una faena como tal, con un toro sin fuerzas y de embestida descompuesta. Estocada

El sexto tampoco ofreció ese caudal de casta propio para este tipo de espectáculo. Los tercios de varas y de banderillas, en esta ocasión tuvieron por lo menos esa eficacia requerida para no ir en contra de lo que pueda suceder en el último tercio. Javier lo intentó con un toro de embestida desclasada e informal, que por momentos soltaba la cara. Pero Jiménez con el toreo fundamental por ambas manos, mostró sus buenas formas sin poder redondear una faena por los defectos citados del animal. El respetable, en todo momento se lo reconoció con palmas durante el desarrollo de la faena. Pinchazo y media estocada.

FICHA DEL FESTEJO.

Daniel Luque. Ovación y oreja

Sebastián Ritter. Silencio y vuelta al ruedo

Javier Jiménez. Silencio en ambos.

Fotografías: Verónica Domínguez.

 

 

Isla Chica celebra la II Feria del Caballo del 12 al 15 de octubre

Isla Chica celebrará la segunda edición de su Feria del Caballo. Este año, se ha aumentado el contenido del programa festivo y se han triplicado las carpas de la feria, que ascenderán a trece. La feria contará con su particular paseo a caballo y paseo de coches de caballo, con jinetes y amazonas que deberán vestir los trajes típicos y coches que irán debidamente ataviados, existiendo premio según categorías: caballo, coche de caballo, jinete y amazona. En el recinto habrá casetas públicas y particulares, donde se podrá disfrutar con familiares y amigos en un ambiente distendido y festivo.

Una de las novedades de la edición, como ha adelantado el presidente de los comerciantes de Isla Chica, será la celebración el día 14 de octubre, a las 12.00 horas, de un espectáculo de integración del caballo con personas con discapacidad, que protagonizará una amazona con discapacidad cerebral, y para el que  se montará  una pista especial.

Además, la organización también ha previsto exhibiciones de doma y carrera de cintas para una feria en la que se espera la participación de unos 300 caballos y 40 coches de caballo.